Johannes Passion, de Sofia Gubaidulina

Un poco a rebufo del compadre Noatodo, yo también afirmo que es un buen momento para oír música religiosa. Él trae a la consideración de sus lectores la magna obra de papá Bach, la Pasión según San Mateo y ofrece dos versiones: la «romántica» (Karl Richter) y la «historicista» (Philippe Herreweghe). Un servidor, para no caer en la repetición y el tópico, somete a la consideración de ustedes una obra completamente distinta: la Johannes Passion de Sofia Gubaidulina, en un acercamiento totalmente distinto del tradicional a la serie de hechos que se narran en el único Evangelio no sinóptico. De la autora, con decirles que es de origen tártaro y además discípula de Shostakovich, ya está dicho casi todo.

Es lenguaje siglo XX, así que no esperen ustedes algo al uso. Nada de líneas melódicas limpias, ni armonía tradicional… Todo lo más, se les pide un oído abierto y sin prejuicios al efecto de que disfruten tanto como les sea posible. Si hay algún consuelo, es que el vídeo incorpora subtítulos… en alemán y no en cirílico. Dirige, eso sí, el gran Valeri Gergiev. Los intérpretes son:

Natalia Korneva (S),

Viktor Lutsiuk (T),

Feodor Mozhaev (Bar),

Gennadi Bezzubenkov (B)

Coro y orquesta del Teatro Mariinski de San Petersburgo.

Y sin más preámbulos, les dejo con esta obra turbadora:

«Escrache»

Sabido es que lo único que sabe hacer bien la izquierda es el agit-prop marxista. Las viejas tácticas, sucias pero efectivas, no han sido abandonadas por nuestra izquierda cateta y troglodita. Vean, si no, la última novedad: el famoso escrache, que todos los medios afines repiten como loros. «Hay que escrachar a Fulano de Tal». ¿Pero qué significa eso? Sigue leyendo

Comisiones

«Bueno, este… yo me tengo que ausentar porque he de seguir defendiendo
a esta gran nación en otro campo de batalla…»

Me hacen mucha gracia las noticias que salen en los medios de comunicación acerca de las comisiones de investigación. Se anuncian con todo bombo y platillo por parte del partido en la correspondiente oposición (nacional o autonómica). «¡Esto es una inmoralidad! ¡Vamos a pedir una comisión de investigación que se va a cagar la perra!», vocean algunos. Luego, claro, si el partido gobernante tiene mayoría absoluta, no necesita a nadie más para negar su constitución. Sigue leyendo

In memoriam 2013

Hoy quisiera haber dejado la música, suficientemente expresiva del dolor que sentimos los españoles de bien cada vez que llega esta fecha desde hace nueve años. Quisiera rendir homenaje a las víctimas del atentado más sangriento de nuestra «democracia». Pero así como la reivindicación de Miguel Ángel Blanco se acabó con la aparición de los mecheritos, las velitas y las lagrimitas (sinceras las más; las de otros, de cocodrilo), en este caso fue lo mismo: los «golpes de pecho», los mecheritos y las lagrimitas acabaron con la búsqueda de la verdad. Sigue leyendo

La tesis prohibida

Paso a comentarles hoy brevemente el libro La tesis prohibidade mi amigo Blas Piñar Pinedo. No es un libro de muchas páginas (183, para ser exactos). Sin embargo, tiene un problema: que una vez ustedes empiecen a leer no podrán parar de hacerlo; siempre y cuando, eso sí, se alejen ustedes de los ad hominem basados simplemente en su nombre y/o estirpe. Es mi caso, ciertamente: hasta que no terminé de leerlo no paré, y espero que sea el mismo caso de ustedes. Sigue leyendo