Control, manipulación y secuestro de las redes sociales

Original aquí.

Corrían los primeros días de julio de 2008 cuando asistí a una conferencia de Manuel Jiménez de Parga en el Colegio de Abogados de Barcelona. El profesor, ex ministro y ex magistrado del TC disertó sobre el “régimen parlamentario” español que, a pesar de las previsiones constitucionales y como ha sucedido en otros países, se ha metamorfoseado en “régimen presidencialista”. Para él, esta transformación era la consecuencia de dos factores. Sigue leyendo

Amigo Magallón

Leo con tristeza que vas a cerrar tu blog. La noticia me produce sentimientos encontrados porque, por un lado, creo no tener derecho a la «nostalgia» cuando hace tan poco que te sigo; pero por otro entiendo que, aunque se trate de tu enfoque personal, el abanico de temas que has tratado es lo suficientemente interesante para justificar su continuidad.

Querría precisarte un par de cosas a pesar de que ya habrás echado el cierre. En particular y para empezar, yo escribo en mi blog no porque me sigan o me lean cien personas o cien mil. Escribo porque tengo necesidad de razonar en voz alta las cosas que se me ocurren o que leo por ahí –entre otros sitios, tu blog–. Fíjate que yo «tenía» unos 400 seguidores. Al cabo de un tiempo, me quedé en 109: resultó que los 300 que se fueron eran «bots» o gente que me leía bajo otra identidad. Por tanto, tener cien o cien mil seguidores es algo que no me preocupa en absoluto. Naturalmente, si has «monetizado» el blog, este razonamiento mío no tiene ningún sentido: entonces sí necesitas que te lea mucha gente para sacar algún provecho económico.

Y no es en absoluto que yo me crea «investido de una misión». Ni mucho menos. La blogosfera nunca, ni en sus mejores tiempos, fue capaz de hacer caer a un gobierno. En esta dictadura de verdad que mantiene todavía las «apariencias democráticas» (Huxley), aún se puede levantar la voz, aunque el ruido esté en otra parte (léase Greta Zumbada y otros artilugios desinformativos). Lo sabemos: es muy difícil luchar contra el control de agenda (lo que los poderosos han decidido que es «noticia» y de lo que todo el mundo ¿debe? hablar). Ya no basta con atiborrar al respetable de «fúrbo» (le hemos visto las vergüenzas) o de «programas del hígado» (ídem). Y ya las series y las películas empiezan a ser insuficientes para tener tranquilo al rebaño. La gente todavía recuerda un tiempo en que había más libertad que ahora y menos crisis que ahora y más felicidad que ahora. Por mucho que se empeñen en hablar de «dictadura y fascismo» (lo que viene no sólo no es mejor, sino que va a ser mucho peor). Como dijera Lincoln, «Se puede engañar a todos durante un tiempo; se puede engañar a algunos todo el tiempo. Pero no se puede engañar a todos todo el tiempo».

Es legítimo no querer resignarse a ser un susurro en medio del griterío del rebaño estúpido que aclama a los «falsos profetas». Entiendo que quieras recuperar la lectura y una vida interior. Incluso, que quieras escribir un libro –si lo escribes, igual te lo compro–. Pero tal vez, si tú te callas, no habrá quien recoja tu testigo, bien porque no tenga un nivel de conocimiento igual al tuyo; o bien porque, teniéndolo, se ha pasado al enemigo y se ha convertido en su escudero, ayudándole a vender la versión de la realidad, el «forraje» que interesa que comamos todos.

Lo dicho, amigo Magallón: una pena que desaparezcas de la blogosfera, si es que es para siempre. Espero que, tardes mucho o poco, vuelvas por estos lares. Y, en cualquier caso, hasta siempre. Seguiremos aquí mientras nos dejen.

El fin de la América blanca está asegurado

Original aquí.

Este artículo es continuación de Genocidio blanco por diseño: la destrucción de los blancos de Europa y USA. Una serie de tres artículos estando el tercero aún por publicar; Europa y el futuro de la migración.

El fin de la América del Norte ahora está asegurada. La falta de respuesta de los estadounidenses blancos a su demonización a medida que disminuyen el porcentaje. Parecería que el Occidente blanco está muerto en todos sus sentidos.

El Estado de Derecho está muerto en todo Occidente. La democracia es una estafa. Hay un gobierno oligárquico. Todo se hace para grupos de interés organizados. Nada se hace por la gente. Putin acaba de declarar: “El papel principal de Occidente está terminando“. Qué razón tiene.

Por primera vez, los residentes blancos no hispanos ahora representan menos de la mitad (49.9%) de la población de menores de 15 años de la nación, según estimaciones recientemente publicadas por la Oficina del Censo de los EE. UU., de 2018. Los nuevos datos destacan la creciente diversidad racial de la población general de la nación, para la cual los blancos no hispanos ahora comprenden solo un poco más de las tres quintas partes (60.4%) de todos los residentes. Pero el hecho de que los niños blancos menores de 15 años ya se hayan convertido en una minoría en su grupo de edad pone un signo de exclamación sobre el hecho de que la diversidad de la nación se está filtrando de abajo hacia arriba a medida que la población blanca envejece. Este fenómeno, que se prevé continúe, enfatiza la necesidad de instituciones que se centren en los niños y las familias jóvenes para acomodar de manera proactiva los intereses de las poblaciones con mayor diversidad racial, ya que estos últimos serán actores clave en el futuro demográfico y económico del país.

Los cambios en la composición racial/étnica de la nación para todos los residentes, así como para los niños menores de 15 años, se muestran en la tabla adjunta. Ambas poblaciones muestran proporciones más pequeñas de blancos desde 1980, cuando los afroamericanos eran el grupo no blanco más dominante. Desde entonces, fueron creciendo especialmente grandes en la población hispana, y luego en la población asiática.


Esta población menor de 15 años es parte de la población de la Generación Z, de 21 años o menos en 2018, y ayuda a hacer que esta generación (que es 50.9% blanca) sea más diversa racialmente que los millennials (55.1% blanca) y gen xers (59.7% blanca). La generación Z también es bastante distinta, en términos de su perfil étnico racial, de los babyboomers y las generaciones anteriores, que superan el 70% de blancos. Además de estas disparidades en sus proporciones de población blanca, las generaciones también difieren en su representación de otros grupos no blancos. Mientras que los hispanos son el grupo no blanco dominante para los millennials y gen zers, los negros aún superan en número a los grupos no blancos entre los babyboomers y sus mayores.


Entre los 3.141 condados del país, 672 son minorías blancas de la población menor de 15 años y, en 321 más, otros grupos raciales y étnicos comprenden al menos el 40%. Como se muestra en el siguiente mapa, estos condados prevalecen en grandes partes del sur, suroeste y oeste, ambas costas, y en partes urbanas del interior de la nación. La diversidad juvenil también se está dispersando hacia adentro. Entre las 381 áreas metropolitanas de todos los tamaños, 376 mostraron una disminución desde 2010 en la proporción de blancos en sus poblaciones menores de 15 años, como fue el caso de 2.838 condados.

Hace unos días, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) anunció la asignación de este año: 10 millones de dólares a docenas de organizaciones que preparan a los residentes para la naturalización y “promueven la asimilación de los posibles ciudadanos en la vida cívica estadounidense”. Eso aporta la financiación total para los distintos programas a 92 millones de dólares, según cifras del gobierno. El dinero se ha destinado a “organizaciones que sirven a inmigrantes” en 39 estados y el Distrito de Columbia. La mayoría de los 41 beneficiarios de la subvención de este año recibieron 250.000 dólares, aunque algunos obtuvieron varios miles de dólares menos. Los grupos se extienden por todo el país e incluyen organizaciones sin fines de lucro como Progreso Latino en Central Falls, Rhode Island (subvención de 250.000 dólares), Instituto del Progreso Latino (225.000 dólares) en Chicago, Illinois y Mujeres para mujeres afganas (250.000 dólares) en Fresh Meadows, Nueva York. “Nuestro país da la bienvenida a los inmigrantes legales de todo el mundo que vienen a los Estados Unidos, contribuyen positivamente a nuestra sociedad y participan en la vida cívica estadounidense”, dijo el director de USCIS, Ken Cuccinelli, en un comunicado de la agencia. “Los inmigrantes que se adaptan, adoptan nuestra Constitución, entienden nuestra historia y acatan nuestras leyes aumentan la vitalidad y la fuerza de esta gran nación. A través de este programa de subvenciones, el USCIS continúa apoyando los esfuerzos para preparar a los inmigrantes para convertirse en ciudadanos estadounidenses totalmente concienciados”.

Pero esta disminución en la juventud blanca refleja menores tasas de natalidad blanca. Pero lo más importante a largo plazo, refleja un envejecimiento de la población blanca es que menos mujeres se han reproducido en sus años fértiles. Las proyecciones del censo muestran pérdidas de niños blancos en las próximas décadas, con más jóvenes blancos mayores de 15 años que nacidos o emigrando a los EE. UU.

Es interesante observar cómo el Lobby de Israel puede gestionar y contener los comentarios de grupos en Estados Unidos que normalmente podrían ser críticos de las políticas israelíes con respecto a los Estados Unidos. Un artículo reciente del profesor Andrew Bacevich titulado “Presidente Trump, por favor, ponga fin a la era estadounidense en el Medio Oriente” es un buen ejemplo de cómo funciona la autocensura de los autores.

Y los colegios y universidades no han sido inmunes a la presión para ajustarse a la narrativa pro-Israel. La Casa Blanca, que actúa a través del Departamento de Educación, funciona como una Policía del Pensamiento en nombre del Estado judío. Actualmente está planeando retener algunos fondos federales de la Universidad de Carolina del Norte y Duke porque su programa conjunto de estudios del Medio Oriente no cumple con los supuestos estándares del Gobierno.

En Virginia, por ejemplo, un grupo en la sombra llamado Institute for Curriculum Services (ICS), que en realidad es un “grupo partidista con el respaldo de las organizaciones estatales y locales de defensa de Israel”, está buscando cambiar la información transmitida por la historia y los estudios sociales.

Estas tendencias demográficas dejan en claro que, a medida que las generaciones jóvenes racialmente diversas se vuelvan parte de la fuerza laboral, la base impositiva y la base de consumidores, la nación necesitará equilibrar los distintos intereses y necesidades de estos grupos en áreas como educación, servicios familiares y asequibles, vivienda con los requisitos de salud y apoyo social de una población mayor grande y de rápido crecimiento que entrará en sus años posteriores a la jubilación. De hecho, debe tenerse debidamente en cuenta el punto de inflexión juvenil “blanco minoritario” que se muestra en las nuevas estadísticas del censo. Tiene implicaciones importantes para el futuro de Estados Unidos.

Todas las sociedades y civilizaciones decaen al sucumbir el sustrato biológico que asegura su existencia. Una sociedad puede sobrevivir a una guerra, una hambruna, una peste, una sequía o una catástrofe natural, pero no puede sobrevivir a la modificación de su código genético, a la proliferación de los tipos humanos menos valiosos o a la molicie inducida por un confort demasiado prolongado. Si un sistema económico entra en crisis, si una catástrofe destruye una ciudad o si cae un régimen político, todo eso se puede solucionar. Lo que no tiene solución es la disolución de un pueblo, su mentalidad, su espíritu, su carácter, su identidad y su sangre. En otras palabras, los pueblos no sobreviven a la deformación de sus rasgos originarios o al agotamiento de su pozo genético.

Décadas de flujos masivos ininterrumpidos de inmigrantes del tercer mundo han destruido el crisol y producido en su lugar una Torre de Babel . Las poblaciones multiculturales carecen de un interés común. Son la antítesis de una nación. En todas partes del mundo occidental las naciones están expirando. A Europa no le va mejor, como expondré en el próximo artículo. Y tampoco podemos obviar la influencia israelí.

Genocidio blanco por diseño: la destrucción de los blancos de Europa y USA

Original aquí. Hemos modificado alguna cosilla por razón del estilo, pero el contenido y significado siguen intactos.

Los países europeos nunca fueron destinados a ser países de inmigración, y los países de inmigración tradicionales como los EE. UU., Canadá, Australia, Nueva Zelanda y Argentina también, hasta hace poco, sólo aceptaban inmigrantes europeos. Esto ha cambiado dramáticamente desde mediados de la década de 1960 y muchos países blancos reciben ahora más inmigrantes no blancos que blancos. Se espera que se conviertan en una mayoría no blanca en unas pocas décadas. El nombre «Muhammad» es ahora el nombre más popular para los niños recién nacidos en muchas grandes ciudades de Europa occidental. Se puede demostrar que en todos los casos el cabildeo judío estuvo detrás de este cambio en las políticas de inmigración.

El hombre del futuro lejano será de raza mixta. Las razas y castas de hoy serán víctimas de la creciente superación del espacio, el tiempo y los prejuicios. La futura raza euroasiática-negra, exteriormente similar a los antiguos egipcios, reemplazará la diversidad de los pueblos con una diversidad de individuos.

El feminismo es el mayor contribuyente adicional a la baja tasa de natalidad de los europeos y los judíos son desproporcionadamente dominantes en este movimiento (ver Lista de feministas judías).

Este genocidio suave básicamente consiste en criar a la raza blanca fuera de existencia al promover el multiculturalismo y la inmigración masiva del Tercer Mundo a nuestras tierras blancas. Inevitablemente, a lo largo del tiempo, esto conduciría al mestizaje de los blancos a través del mestizaje con las razas más oscuras de África, Asia y el pueblo islámico de Oriente Medio, tal como la imaginó alegremente el fundador de la Unión Paneuropea, el conde Coudenhove-Kalergi.

El plan Kalergi se moderniza, se adapta a los tiempos. Y así lo podemos constatar en las imposiciones de Kalergi y Soros, o cuando el Papa viajó a los Emiratos Árabes, o el Pacto de Marrakech, o la vergonzosa sentencia de TEDH, o las imposiciones de la Organización de cooperación islámica, son demasiadas evidencias pruebas ante la que los ciudadanos occidentales de educación cristiana estamos indefensos, neutralizados, sin poder hacer nada, los medios y las redes sociales están a favor de ello, sólo destruyendo, encarcelando y embargando todos sus bienes a los instigadores se podría hacer, ¿y quién le pone el cascabel al gato? ¿O no nos queda otra que rendirnos? O tal vez una guerra final en Oriente medio de repercusiones impredecibles hasta una guerra mundial que destruyera para siempre el Estado de Israel, ¿Quiénes ganarían? ¿Cómo sería ese nuevo mundo?

La reciente crisis de “refugiados”, como se está volviendo cada vez más clara para muchos que antes no se daban cuenta de este hecho, también es de creación judía. La destrucción de Libia y el intento de destruir Siria sucedieron de acuerdo con el Plan Oded Yinon, un plan israelí para debilitar a todos los países musulmanes desde Marruecos hasta Pakistán, con el fin de facilitar la hegemonía regional de Israel. Todos esos “refugiados sirios” (el 80% de los cuales no son ni sirios ni refugiados) están dirigidos, no a los ricos estados del Golfo Arábigo, y mucho menos a Israel, sino a Europa y otros países blancos. Las organizaciones judías, el omnipresente George Soros e incluso una organización “humanitaria” israelí llamada IsraAid
están muy involucradas.

Berlín ha superado a Malmö (Suecia) como la capital antisemitismo de Europa, con una amplia variedad de actitudes anti-judías y anti-Israel, cientos de casos de agresión física contra judíos, incluidos rabinos. Los alumnos judíos han tenido que abandonar las escuelas públicas. El treinta y cinco por ciento de los berlineses ven a los israelíes como análogos a los nazis. Anualmente se lleva a cabo una marcha del Día de Al-Quds que llama a la destrucción de Israel. Tanto el municipio como el gobierno federal tienen dos caras sobre el problema del antisemitismo.

Dado que el plan judío de inundar a todos los países blancos con inmigrantes no blancos ha sido un éxito rotundo, los judíos y sus lacayos deben evitar que los blancos indígenas se resistan a su despojo demográfico agudo y recurren a varios medios para neutralizar a la oposición.

Los siguientes argumentos de los medios que utilizan: (1) argumentación, (2) prohibición, (3) discriminación, (4) denigración, (5) desnormativación racial.

(1) Argumentación: Los argumentos a favor de la inmigración masiva no blanca son de tipo económico, cultural y moral. Supuestamente, la inmigración del Tercer Mundo es necesaria para el trabajo que los trabajadores indígenas se niegan a hacer, para el pago de pensiones, para el cuidado de los ancianos o para llenar los vacíos de una economía en crecimiento. Estos argumentos son todos falsos. Pero encontrarás multitud (miles) de “fuentes” que lo desmentirán. Cualquier sociedad desarrolla una economía acorde con su propio tamaño; por lo tanto, por definición, puede proporcionar una fuerza laboral suficiente para sus necesidades. Se alega que la inmigración del Tercer Mundo también sería culturalmente enriquecedora. En realidad, la mayoría de los inmigrantes tienen poca educación, son hostiles a su nuevo país y se concentran en guetos sin integrarse.

Si los argumentos “positivos” fallan, entonces los objetores a la inmigración siempre pueden ser acusados de “racismo”, como si no todos los grupos étnicos tuvieran derechos étnicos legítimos, entre los cuales está el derecho a seguir siendo la mayoría en su propio territorio. La acusación de “racismo” es el arma más fuerte en esta batalla.

(2) Prohibición: las “Comisiones de Derechos Humanos”, “Comisiones de Igualdad Racial”, “Comisiones de Lucha contra la Discriminación”, etc., que sólo existen para cortar de raíz cualquier crítica a la presencia o (mal) comportamiento de los inmigrantes. Resistencia a la agenda de reemplazo racial. En Suecia, incluso las críticas a la política de inmigración del gobierno ahora son punibles.

(3) Discriminación: los inmigrantes y las minorías se ven favorecidos sobre los blancos en lo que respecta a la vivienda y el empleo. Obtienen beneficios que los blancos no obtienen (porque ya son “privilegiados”). Dado que el dinero para estos beneficios debe provenir de algún lugar, los blancos están más sujetos a impuestos que los no blancos, lo que hace que la formación de una familia sea más difícil para ellos, mientras que los no blancos pueden pagar familias más grandes. Por lo tanto, los blancos tienen que esforzarse por su existencia y, en el proceso, trabajar por su propio despojo.

(4) Denigración: para desmoralizar a la población indígena, se niega su historia, se denigra a sus héroes y se declara su cultura como sin valor. Los símbolos nacionales como las banderas están prohibidos porque serían “ofensivos” para los inmigrantes. Los símbolos cristianos no están permitidos porque serían “ofensivos” para los musulmanes.

(5) Desnormativación racial: no encontrará la palabra “desnormativación” en un diccionario. Este término en combinación con el adjetivo “racial” para denotar la política de reemplazar a las personas que son “normativas” para un pueblo de una determinada raza con personas de una raza diferente, lo que provoca una sensación de alienación. En los países blancos, las personas que son normativas, como presentadores de televisión, faltas en concursos de belleza, etc., son reemplazadas por personas de color, de preferencia negras.

La influencia política blanca disminuirá más rápidamente que el porcentaje blanco de la población a medida que los políticos complacen a la creciente mayoría. Uno se pregunta si la minoría blanca tendrá preferencias minoritarias.

Influencia judía en la configuración de la política de inmigración

# Para los EE.UU, ver: Kevin MacDonald: Jewish Participation in Shaping American Immigration Policy, 1881-1965: A Historical Review.

#Para Canadá, ver: YouTube: El lobby judío en Canadá: Movimiento de Inmigración, Comunismo y Derechos Civiles.

#Para Australia, ver: The Occidental Observer, Brenton Sanderson: The War on White Australia: a Case Study in the Culture of Critique.(Partes 1-5).

#Para el Reino Unido, ver: [1] The Occidental Observer, 12 de julio de 2015, Andrew Joyce, The SS Empire Windrush: The Jewish Origins of Muliticultural Britain, y [2]:un informe concluyente sobre el judío innegable y evidente promoción de políticas genocidas maliciosas anti-europeas de inmigración masiva a través del cabildeo a nivel gubernamental. englishnews.org/.

#Para Suecia, ver: Kevin MacDonald, The Occidental Observer, 14 de enero de 2013, The Jewish Origins of Multicultural Sweden.

#Para Irlanda, ver: The Occidental Observer, 2 de marzo de 2013, Camillus, El Ministro extraviado: Alan Shatter, de Irlanda e Israel
Para una impresión absolutamente triste de la Dublín “diversa” moderna, vea YouTube: Dublin Diversity (DIEversity).

En España no hay estos estudios y menos se habla de ello en los medios.

 

Anglicanismos y demás despropósitos. Melitón Cardona. Embajador de España — General Dávila

A la vista del bajísimo nivel cultural de la clase política en general y del de la mayoría de los miembros y miembras de este insólito gobierno variopinto, en el que no faltan astronautas de menos luces que un barco de contrabando pero fiscalmente astutos, multimillonarias que ocultan su elevadísimo patrimonio inmobiliario, sancionados por tráfico […]

a través de Anglicanismos y demás despropósitos. Melitón Cardona. Embajador de España — General Dávila

La batalla del lenguaje

Por su interés, colgamos esta entrada del blog de Manuel Ignacio Cabezas González, que explica perfectamente aquello que dijo hace bastante tiempo Antonio Gramsci: «La primera perversión es la del lenguaje».

Gracias al lenguaje (capacidad de hablar), los seres humanos somos diferentes de todos los demás seres vivos, animales o plantas. Además, si nos ocupamos y preocupamos de desarrollar y cultivar esta capacidad, seremos “dioses” todopoderosos. En efecto, según la tradición judeo-cristiana (cf. Génesis), Jehová (el “verbo“) y Adán (el “hijo del verbo“, creado a su imagen y semejanza) fueron nombrando al alimón y, por lo tanto, creando y dando vida (existencia) a todo lo que vemos, oímos, tocamos, olemos o degustamos. Y, por evidencia empírica, sabemos que quién domina el lenguaje y “nombra” tiene el poder y “manda“.

Ahora bien, si no nos ocupamos de cultivar y de mimar nuestro “verbo“, dejaremos de ser “dioses” y nos convertiremos en esclavos o “proles” (según la denominación de G. Orwell, en su relato “1984″). Por desidia, habremos agostado nuestros poderes lingüísticos y nuestra capacidad para tener criterio propio y para no ser manipulados ni engañados. Por eso, si nuestro lenguaje es enclenque, estaremos expuestos, sin defensa posible, a todo tipo de manipulaciones y contratiempos, provocados por la verborrea de mercadillo de la casta política; y repetida, como un mantra, por los medios de comunicación.   

Para ilustrar estas verdades de Perogrullo, nos vamos a referir al comportamiento lingüístico de la casta política nacionalista-independentista catalana durante los 40 años de democracia. Antes de dar el fallido “golpe de Estado de la DUI” (declaración unilateral de independencia), los independentistas llevaron a cabo, despacio pero sin pausa, un permanente y efectivo “golpe de Estado lingüístico“, que permitió manipular y descarriar las mentes de muchos ciudadanos de Cataluña, partidarios de la DUI del 27 de octubre de 2017.

Desde el inicio de la Transición (1975), la casta política independentista catalana está empeñada e inmersa en una “batalla del lenguaje“, que no se debe confundir con la “batalla de la lengua” (enseñanza del y en español y catalán), de la que nos hemos ocupado reiteradamente en numerosos textos. Gracias a la “batalla del lenguaje“, se ha tergiversado y prostituido el uso normal del lenguaje, al llevar a cabo el vaciado del contenido semántico de las palabras y a su sustitución por un contenido inapropiado, pero acorde con lo que la casta política quiere que digan, con vistas a la consecución de la independencia de Cataluña. En esta operación de “ingeniería lingüística“, la casta política independentista ha funcionado como el orwelliano “Ministerio de la Verdad” y ha creado, como hubiera dicho G. Orwell, una “neolengua“, que se ha ido enriqueciendo y modificando en función de la coyuntura política. Con esta “newspeak“, se ha pervertido, formateado y jibarizado la competencia lingüística de muchos de los ciudadanos de Cataluña, al tiempo que se ha convertido en vehículo de “posverdades” o “fake news“.

Para ilustrar esta metamorfosis permanente —llevada a cabo por el “Ministerio Catalán de la Verdad“, instalado en TV3, en numerosos medios de comunicación e instituciones varias (ANC y Omnium Cultural) de la “Cosa Nostra” independentista, así en todos los niveles de enseñanza— me permito dar algunos ejemplos de la manipulación lingüística de la “neolengua catalana“. Para ello, no hace falta ser un Sherlock Holmes o un Hércules Poirot para descubrir y desvelar el engaño-estafa de esta “nueva lengua”, que es moneda de curso legal y de uso cotidiano por parte de los independentistas catalanes.

Como en aquella película titulada “¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir sexo?”, también podemos preguntarnos por qué los independentistas hablan de “guerra de secesión” cuando deberían decir “guerra de sucesión“; o de “presos políticos” por “políticos presos“; o de “democracia” por “rechazo a la legalidad vigente“; o de “referéndum unilateral” por “consulta de la Señorita Pepis“; o de “diálogo” por “independencia sí o sí“; o de “facha” por “el que se opone al procesindependentista“; o de  “franquismo” por “Estado democrático español“; o de “fuerzas de ocupación” por “Guardia Civil y Policía Nacional“; o de “represión” por “mantener el orden legal y social“; o de “pueblo catalán” por “los independentistas“; o de “derecho a decidir” por “derecho de secesión“; o de “votación pacífica del 1-O” por “votación ilegal“; o de “botiflers” por “los ciudadanos constitucionalistas“; o de “violación de los derechos humanos” por “uso legítimo de la violencia constitucional“; o de “legitimidad fáctica” por “legitimidad legal-racional“; o de “movilizaciones pacíficas” por “escraches y hostigamiento a las fuerzas de orden público“; o de “golpe de estado” por “aplicación del art. 155 de la Constitución“; o de “exiliados” por “prófugos de la justicia“; o de…; etc.  

No he intentado ser exhaustivo en esta recopilación de “falsa moneda” lingüística. Basta con este muestreo para describir el comportamiento lingüístico del independentismo catalán, en el que las dos primeras víctimas han sido la verdad y el lenguaje. En este mundo independentista, el lenguaje ha dejado de ser un instrumento de ilustración y liberación, y se ha convertido en un “antilenguaje“, que propicia la confusión, la ambigüedad, la pseudocomunicación y el “babelismo” disgregador. El lenguaje, no lo olvidemos, pertenece a todos los hablantes y nadie puede apropiárselo, para manipularlo a su antojo y en exclusivo beneficio propio.

Ahora bien, los independentistas catalanes no son los únicos falsificadores lingüísticos, que utilizan el lenguaje para engañar y desinformar. El PP y todos los partidos de la casta (PSOE/PSC, C’s, Podemos) son también prestidigitadores lingüísticos, embaucadores y manipuladores recalcitrantes. Por dar sólo algunos ejemplos, el PP ha utilizado “movilidad exterior” por “emigración“, “línea de crédito” por “rescate“, “procedimiento de ejecución hipotecaria” por “desahucio”, “incentivación de rentas no declaradas” por “anmistía fiscal,gravamen adicional” por “subida del IVA”, “flexibilizar el mercado laboral” por “abaratar el despido”, etc.

La manipulación lingüística no es una cuestión baladí. Es, más bien, un problema grave en la vida en sociedad y en la gestión política. La “langue de bois“, propia de la casta política en todas las latitudes, tiene muy mala prensa y aleja de sus derechos y deberes políticos a los ciudadanos, convirtiéndolos en practicantes del “silencio de los corderos“. A propósito de esta ingeniería lingüística, al escritor austríaco Stefan Zweig, en plena Segunda Guerra Mundial, le horrorizaba que “las palabras hubieran sido vaciadas de verdad, se hubieran vuelto huecas y desprovistas de sustancia interior“; y por eso temía y detestaba “vivir entre palabras sin verdad“. Estos temores se hicieron realidad y, por eso, el historiador P. Sawicki se permitió escribir, muchos años después, que “todos los genocidios (el holocausto fue uno) empezaron con palabras” castradas y preñadas de nuevo. Por eso, los responsables políticos deben respetar el lenguaje; esto es tan importante como respetar la legalidad vigente. No pueden seguir utilizando la palabra en vano, ya que “si dejamos que la lengua se corrompa, ella nos corromperá. Si la dignificamos, nos devolverá, en pago, dignidad” (Anjel Lertxundi, 2010).

Por eso, no está de más recordar a los independentistas y  a los miembros o “miembras” de la casta política de cualquier signo, todos ellos saboteadores del lenguaje, la respuesta que, en el s. VI a. C., dio el maestro Confucio a uno de sus discípulos, cuanto le preguntó qué medidas deberían tomarse para ordenar el Estado: “Lo primero que hace falta es la rectificación de los nombres. Si los nombres no son correctos, las palabras no se ajustarán a lo que representan y, si las palabras no se ajustan a lo que representan, las tareas no se llevarán a cabo y el pueblo no sabrá cómo obrar. Si de lo que se trata es de gobernar una nación, lo más importante es la precisión de la lengua“. Por los hechos y los resultados, parece que los independentistas catalanes están sordos o ciegos y Confucio predicó en el desierto.

© Manuel I. Cabezas González

Publicado también en CatalunyaPress, Periodista Digital, Red de Blogs Comprometidos, Liverdades, El Diestro, Las Voces del Pueblo y NavarraConfidencial.com.

27 de noviembre de 2017

Paráfrasis de Niemöller

Original aquí.

Cuando la inquisición de género acosó a la profesora Alicia Rubio,
yo no dije nada.
No era Alicia Rubio.

Cuando la inquisición de género adoctrinó a los niños en las escuelas,
yo no dije nada.
No tenía hijos.

Cuando la inquisición de género llamó “maltratadores” a los provida,
yo no dije nada.
No era provida.

Cuando la inquisición de género convirtió las denuncias falsas en un negocio,
yo no dije nada.
No me habían denunciado.

Cuando la inquisición de género linchó a dos actores por elogiar la belleza de una actriz,
yo no dije nada.
No era ninguno de esos actores.

Cuando la inquisición de género prohibió a profesores decir “niños” y “niñas”,
yo no dije nada.
No era profesor.

Cuando la inquisición de género injurió y amenazó a un youtuber por parodiar el feminismo,
yo no dije nada.
No era youtuber.

Cuando la inquisición de género multó a un director de colegio por discrepar,
yo no dije nada.
No era director de colegio.

Cuando la inquisición de género persiguió a Hazte Oír por decir una obviedad,
yo no dije nada.
No era de Hazte Oír.

Cuando la inquisición de género tachó de “machismo” invitar a una mujer a un café,
yo no dije nada.
No me gustaba el café.

Cuando la inquisición de género vino a por mí,
ya no quedaba nadie que se atreviese a abrir la boca,
y nadie protestó.

(En homenaje a Martin Niemöller, autor del original, y a Alicia Rubio, que ayer fue objeto de un miserable acto de acoso organizado por Podemos. Un fuerte abrazo, Alicia).

P.D.: te animo a comprar el libro de Alicia en Amazon (pulsa aquí). Ya que los enemigos de la libertad ponen tanto empeño en prohibirlo, los que amamos la libertad deberíamos poner aún más empeño en difundirlo. No dejes que nadie decida por ti lo que puedes leer y lo que no.

Comentario nuestro. Aunque no comparto algunas de las «recomendaciones» del libro de Alicia Rubio (también hubiera estado mejor que lo hubiera escrito en primera persona en vez de redactarlo como «manual recomendado para la asignatura»), sí estoy de acuerdo en el fondo de lo que dice. Y, como dice Elentir, nadie es quién para decidir lo que podemos leer o no. Esos nietos del «prohibido prohibir», que sueñan con poder hacer nosotros lo mismo que Pol Pot en Camboya…



(texto tomado de El libro negro del comunismo, Stéphane Courtois et al., Planeta, 1998, pp. 697-698)

Dios nos libre de toda esa tropa, tanto de los descamisaos como de los encorbataos.

#JoseLuisdeValeroLibertad – ¡Viva la Guardia Civil!


Original aquí.

Sigo el blog de Jose Luis de Valero desde hace varios años. Me parece un blog hecho por una persona inteligente, sarcástica, aguda, valiente y, sobre todo, fiel a sus ideas. Escribe sobre política, sobre ficción, historias reales e historias inventadas que no dejan indiferente a quien las lee por su agudeza, por su ironía y por la inteligencia con que trata cada asunto que relata o que emite en sus publicaciones de vídeo. Pero tiene un gran problema José Luis: pertenece al lado oscuro de lo que en este país se considera políticamente correcto. No es socialista, no es comunista, es valiente y no comulga (como hace la inmensa mayoría) con ruedas de molino.

En una de sus publicaciones, en un vídeo, relató un asunto que le había sido denunciado por un compañero bloguero. Una persona había sido denunciada, y condenada, en un juzgado por gritar: “¡Viva la Guardia Civil!” Cuando fue retenido por la policía autonómica catalana. José Luís, tras recibir esa información publicó este vídeo.

Tras este vídeo, José Luis fue denunciado; y sin tener antecedentes penales deberá ingresar en prisión por un periodo de 135 días. Se ve que en este país feudal los señores jueces son como una especie de casta plenipotenciaria a la que no se puede criticar y contra la que no vale la libertad de expresión.

Por otro lado es curioso que, con toda la que está cayendo en España, una persona como José Luis tenga que ingresar en prisión. He visto en redes sociales a pederastas hacer públicos sus deseos de sexo con niños sin que les pase absolutamente nada. Hemos visto a gente que se ha mofado de víctimas del terrorismo, gente que pide la muerte para policías, gente que insulta a España y a los españoles. Otros que insultan a la policía y Guardia Civil. Tenemos ejemplos más delirantes en los que responsables políticos catalanes están incumpliendo la ley un día sí y otro también sin que les pase nada. Los Pujol reconocen sus aberrantes delitos y ninguno de ellos ingresa en prisión. Pablo Iglesias y sus secuaces dicen auténticas barbaridades todos los días y ahí siguen, tan panchos.

Pero a una persona intachable como José Luis se le va a hacer pasar por prisión por un vídeo como ese. El feudalismo en el que vivimos es tan descarado y vergonzoso que la mayoría de la gente que nos rodea tiene incluso una especie de síndrome de Estocolmo. Nos fríen a impuestos, nos fríen a multas, nos fríen a leyes injustas que siempre cumplimos los mismos. Pero mientras, los que hacen más ruido o tienen más poder se van de rositas de todos sus actos delictivos.

Mi voz no servirá para nada, pero ante injusticias de este tipo me parece una vergüenza permanecer callado. Pido la libertad para José Luis de Valero, no sólo porque su ingreso en prisión es completamente injusto. También pido su libertad porque es la muestra evidente de que en este país siempre pagan los mismos con hechos infinitamente menores que otros. Pido la libertad para José Luis porque, aunque nadie me escuche y nadie me lea, detesto quedarme callado ante estas aberraciones. ¿Que para ti es más cómodo estar calladito? Pues que no te toque nunca. A ver si sólo vamos a mover el culo cuando los problemas nos afecten directamente. Recuerda aquello de «cuando las barbas de tu vecino veas pelar…».

#JoseLuisdeValeroLibertad

Un servidor se une a esta campaña por la libertad de José Luis de Valero. No hace falta añadir ni quitar gran cosa a lo que dice JSobrevive. Acaso decir que su ingreso en prisión por apoyar a alguien condenado por dar vivas a la Guardia Civil se corresponde con la estrategia preconcebida del desprestigio de una de las Instituciones que han hecho que España históricamente (o por lo menos desde 1844) sea lo que es. Todo aquello de lo que los españoles podemos sentirnos orgullosos (y no menos la Benemérita), debe ser desprestigiado, destruido, arrastrado por el fango… con el beneplácito de los que mandan.

Pretende esta medida advertir a los blogueros y opinadores heterodoxos —es decir, no controlados ni pagados por el poder—: «¡Cuidadito con lo que decís, que os puede pasar lo mismo que a ése!». Pero lo que le ha pasado a José Luis no solamente apunta a la advertencia, sino que descubre la doble vara de medir de la progresía, pepera o no, cuando hablamos de la “libertad de expresión”. Uno puede ciscarse en los símbolos españoles, puede incluso iniciar un “procés de desconnexió d’Espanya” y no pasa nada. Y en esto no caben medias tintas: o estás con unos, o estás con otros. Y por denunciar esa connivencia entre ladrones sin honor José Luis va a ir a la cárcel 135 días. Y por poner en evidencia la baja calidad de nuestra democracia en términos comprensibles para el respetable (eso es lo que realmente enferma a quienes quieren a José Luis en prisión).

Por eso y no sólo porque nos pueda pasar a nosotros, tengamos este hashtag en nuestras cuentas:

#JoseLuisdeValeroLibertad